Hotel Illa: Belleza en los detalles

-

- Publicidad -spot_img

Hotel Illa: Belleza en los detalles

El momento en que entre a su habitación, sabrá que cada decoración aquí -desde los muebles hechos a mano hasta las pinturas colgadas en las paredes- fue, no solo escogida, sino hecha precisamente para este espacio y para mejorar su experiencia.

Cuando se acueste en la cama, se fijará en los pequeños detalles: las sábanas bordadas a mano, los deliciosos macarons que le esperan en el velador o el termo de chocolate caliente junto a su sillón, que le permite saber que Illa ofrece mucho más de lo que espera.

Es lo más lejano que se pueda imaginar a un hotel de cadena; se asemeja más a una casa grande, cálida y familiar.

Cada una de nuestras diez habitaciones y suites de lujo están diseñadas para tener una personalidad propia.

Aquí en Illa, la belleza está integrada en los detalles, en algo tan simple como una puerta. Los coloridos portales que encontrará en la planta baja del hotel están hechos de puertas de madera restauradas que datan de la época colonial de Quito y que fueron donadas por las iglesias históricas de la ciudad.

El proceso de restauración del hotel se ocupó en registrar cada época de intervenciones al diseño del edificio, desde sus cimientos coloniales hasta sus renovaciones republicanas, e incluso se tomó en cuenta la función contemporánea como hotel, priorizando su comodidad y conveniencia.

Disfrute de un momento de tranquilidad en nuestro exclusivo spa o en el balcón con vista a la Virgen del Panecillo y del magnífico Centro Histórico de Quito.

Cuando disfrute de un banquete donde nuestros socios, el galardonado restaurante Nuema, encontrará que nada en su plato ha escapado la atención del Chef Alejandro Chamorro. Eso incluye la vajilla. Todos los cubiertos de Nuema fueron diseñados y hechos por artesanos locales exclusivamente para el restaurante.

El menú de degustación y las exquisitas opciones a la carta varían según la temporada y la disponibilidad de productos locales y frescos. Las hierbas que usamos para sazonar y decorar nuestros platos provienen del hotel, de nuestro propio jardín en el patio trasero.

La visión innovadora de Nuema sobre la cocina ecuatoriana juega con ingredientes tradicionales y técnicas modernas para aprovechar todo el potencial de los sabores familiares. Cada plato que se sirve en Nuema es distinto, y cada uno lo llevará a un nuevo nivel de cocina ecuatoriana, transportándolo desde el Amazonas a los Andes hasta la costa del Pacífico con una nueva versión de las recetas típicas.

Aquí en Illa, cada flor se coloca con cuidado.

Dejaremos que los detalles hablen por sí mismos. Si está buscando una combinación de autenticidad y lujo, la gran casa del Hotel Illa le da la bienvenida a su nuevo hogar en Quito.

Haga clic sobre la imagen para ver la galería.

Artículos Relacionados

- Publicidad -

Artículos Recientes

- Publicidad -

También podría interesarte
Recomendado para ti

Ñan MagazineLee Ñan 41 gratis

No pierdas la oportunidad de explorar Ecuador en este nuevo ejemplar totalmente gratuito.